La segunda prueba de Copa de España Juvenil se celebraba el pasado sábado en La Foixarda Barcelona; (Equipadores Sergio Verdasco y Félix Obradó), a la que fueron convocados dos de nuestros deportistas: Paula Traverso del Club Chiclana, Cádiz ( Sub18) y Mario Rubiano del Clandestino, del Córdoba (sub16) además se desplazaron 3 deportistas andaluces (Marina Hidalgo Sub14 y Álvaro Páez del Rock and Wall, Sevilla Sub16 e Ignacio Sánchez del Escalate, Motril (Sub14 ) mostrando todos gran interés por aprender y seguir mejorando.

Helena Quintana, seleccionadora absoluta de Escalada de la FAM y miembro del cuerpo técnico del PTD, nos relata la actuación de nuestros deportivos en esta competición:

“Paula Traverso una vez más clasifica en un octavo puesto, en el que las chicas Sub 18 tuvieron dos vías de clasificatorias al Flash, las dos bastante intensas, ya que en este rocódromo cuenta con un gran techo que desploma rápidamente desde el momento uno. Una de las vías de fuerza e intensidad mantenida hasta su Top en el techo, técnica de talonajes y pies bastante altos y forzados, finalizando con una secuencia de regletas y talonajes muy estética, en la que, no muchas chicas pudieron hacer top, pero Paula quedó a tan solo dos cintas de la reunión. La segunda vía usaba el diedro técnico que en su segunda fase de vía comenzaba de nuevo pasando por un pequeño extraplomo y usando parte del techo. De nuevo quedando nuestra finalista sin chapar únicamente la reunión; supo gestionar y corregir muchos aspectos tras la primera vía aplicando mucho más ritmo y consiguiendo así acercarse al top con profesionalidad.
 
En la final, Traverso caía en un paso (la mayoría del corte) quedando en 7ª posición, en la que habían dos vetas posibles, y cayendo pudo averiguar cuál es la que mejor le interesa usar, según su complexión, cara a las siguiente prueba.

Mario Rubiano sorprende una vez más con su gran resistencia física y psicológica y aplica toda su energía en una muy técnica vía de presas azules y regletas superpuestas, haciendo así aun más técnicas, si se puede. Demuestra su valía llegando por encima del corte en esta primera vía que le sirve de toma de contacto y activación y de la que, de nuevo, pulimos aspectos a aplicar en la segunda.  Segunda vía de intensidad muy alta desde su comienzo, desplome y techo en su final, talones y técnicas diferentes para pies hacen que marque la diferencia en la escalada si se escogen correctamente. Mario se esfuerza para leer correctamente la secuencia a seguir para poder escalar a ritmo y así tener menos desgaste físico. Aun así quedaba en el corte tras el gran esfuerzo obteniendo un 18 puesto”.

Quintana concluye asegurando que “tras la ‘vuelta al cole’ esta prueba no es más que una puesta a punto y una oportunidad en la que podemos observar mucho más claramente qué mejorar cara a la siguiente y qué potenciar de lo bien realizado. Tenemos los deberes para realizar y aplicar”.